x
Colección Voces que dejan Huellas
Salvador Novo

Estatua de Sal
voz del Autor
Editado por la UNAM
Voz Viva de México, vv-8
1960

Salvador Novo no ha muerto: ha vuelto.
Aquí están preservadas para nosotros su voz y su poesía.
Lo menos que podemos hacer – y el mayor homenaje a su memoria –
es sentarnos en silencio y escucharlas.

José Emilio Pacheco
x
x

Oír el disco completo   

Edición por El Colegio Nacional
1994

x

Primera edición en casete
1994

x

Instruido en las más graves disciplinas estéticas, Salvador Novo, norteño de La Laguna, ha ido formándose un perfil que suscita la atención, el interés y la curiosidad; su carrera como escritor, todavía breve, es un extraordinario caso de fortuna literaria: dentro de pocos años su nombre pasará, en la crítica, junto a los de Alfonso Reyes, Mariano Azuela, Martín Luis Guzmán. Con una amplitud, con una agilidad que es prueba de lo vivo de su ingenio y de su talento, así como de su suerte, Novo continúa, modernizándola, la tradición mexicana que quiere que los literatos sirvan al Estado: es Jefe del Departamento de Publicidad, en la Secretaría de Relaciones Exteriores.

Salvador Novo
citado por Sergio Gonzalez Rodriguez

Salvador Novo
Voz del Autor
Presentación por José Emilio Pacheco

Salvador Novo grabó estos poemas a comienzos de 1960. Entonces era inimaginable hasta la tecnología misma que hoy nos permite escucharlos, Nos llegan desde otra parte, desde un lugar sin tiempo, en que Novo hace pública su intimidad, habla para quienes lo conocieron y, sobre todo, para quienes no habían nacido en aquél momento de hace tantos años y en cuyos gustos, demandas y exigencias era imposible pensar.
Julio Torri dijo que el escritor es mal actor de sus propias emociones. La poesía es otra voz, una voz que no sabemos de donde viene ni en donde está y jamás corresponde a la empleada en el trato cotidiano.
Rara vez el poeta logra darle a su lectura el ritmo y la entonación que resuenan en su interior. A menudo nos decepciona, nos traiciona al hacernos sentir que como intérprete de si mismo nos roba poemas que ya habíamos hecho nuestros en la lectura silenciosa pero no por ello muda.
En el caso de Novo sucede lo contrario. Más allá de la dicción perfecta y el tono ajustado a las necesidades de cada línea, hay algo indefinible que nos obliga a reconocer, si suenan idealmente los poemas de Novo, no de otro modo los percibió su oído al escribirlos, ésta es la más auténtica de sus voces. Novo no leyó para un estudio de grabaciones sino para si mismo. Catorce años antes de su muerte quizo dejarnos un testamento poético.
"Si van a recordarme que sea por estos poemas. Son un monólogo pero cuando ustedes los escuchen se volverán conversación."



De "Veinte poemas"

     Viaje    x    x    x
      El mar    x    x    x
      Diluvio    x    x    x



De "Espejo"

      El amigo ido    x    x    x
      La Poesía    x    x    x
      Amor    x    x    x
      Florido laude    x    x    x



De "Nuevo amor"

      Nuevo amor    x    x    x



"Poemas"

      Glosa incompleta en tres tiempos
                     sobre un tema de amor    x    x    x
  Breve romance de ausencia   x   x   x
      Elegía    x    x    x
      Soneto    x    x    x
      1955    x    x    x

x

Salvador Novo

El Poeta

voz del Autor
Editado por Discos I RVV
1970
x

Oír el disco completo

     Sonetos de Navidad y año nuevo
                     1955,1956,1957,1958,1959,1960,1961,1962,
                     1963,1964,1965,1966,1967,1968,1969,1970    x
      Mea culpa    x
      Biblioteca    x
      Ofrenda (Tlamanalli)    x
      Hurgo en mi corazón    x
      Esta flor en mis manos    x
      Hypnos    x
      Poema    x
      Adán desnudo    x

x


Poesía en Chapultepec, circa 1968

Editado por GRAMEX, voz del Autor
x
     Diluvio    x
     Amar    x

x   textos de sus poemas
x